Uno de los canales más populares de YouTube fue vendido a una empresa de entretenimiento

Ciudad de México, 17 de septiembre de 2018.- Un trío de veteranos inversionistas en el mundo del entretenimiento, con nexos con Disney y los Teletubbies, adquirieron uno de los canales más populares de YouTube, se trata de Little Baby Bum.


Little Baby Bum, el noveno canal más visto de YouTube, fue adquirido por la agencia de Moonbug, que probablemente usará el canal para perseguir otras compañías basadas en esta plataforma de video. La compradora fue lanzada por el inversor y exempleado de Walt Disney, Rene Rechtman, con ayuda de Alfred Chubb y John Robson de la división de la empresa canadiense DHX media, Wildbrain.


La compra se debe a que los actuales creadores están en búsqueda de más formas para ampliar sus patrocinadores o combinar sus actividades con otros productores de video.


Entre los logros del canal dirigido a niños es la popularidad de su video de Wheels on the bus, una compilación de canciones infantiles con duración de 54 minutos, que se convirtió en el vigésimo video más popular en la historia de YouTube, con un total de 2.1 mil millones de vistas.


El éxito se ha debido a que sus animaciones 3D, acompañadas de dulce música electrónica, le da una oportunidad a los padres de tener un espacio libre y seguro para distraer a sus pequeño.


Según un analista se estima que el precio de la compra de Little Baby Bum sería entre 6 y 8.5 millones de libras (cifras que resultaron del cálculo de los bienes, la audiencia y otras valoraciones dentro de la plataforma de YouTube).


Esta venta tiene sentido, pues a pesar de que las ventas de YouTube han superado los 10 mil millones de dólares, los creadores de video y las compañías en el sitio han batallado en lograr el mismo éxito. La mayoría de estas redes han tenido que despedir a parte de su equipo y buscar oportunidades en otras áreas, como la mercadotecnia y los programas de televisión tradicional para sumarle a sus ingresos.


De hecho, los nuevos dueños planean llevar la marca de Little Baby Bum a la televisión tradicional.

Comenta esta nota